Noches de libertad (ocho)

Mis gestos denotaban
El cansancio acumulado
De un viaje difuso y,
Mis párpados se encendían
Con las primeras luces del día.

Viento, frío y nieve,
Nuestra primera parada
Lejos del mar, no sería la última.

Caminos de montaña,
Anécdotas y radio,
Así se haría más amena
La llegada a nuestro destino.

Una vez asentados,
Caminamos sin rumbo
Entre el gentío que
Ocupada las calles
Menos transitadas.

Ansiaba llegar a libertad
Y escuchar los pájaros
Mojados tendidos en tu
Escenario, escondidos
De los aplausos extrovertidos.

Enamorado de letras,
Canciones y el trabajo de
Artistas que nunca había
Escuchado,
Guardaré este maravilloso
Recuerdo en los auriculares
Que siempre me acompañan
E intentaré volver a acompañarte
En alguna de tus noches, Madrid.

Anuncios

Vuelta

Más de un año sin escribir nada aquí. Un año con muy poco tiempo para dedicar a lo que realmente me gusta e ilusiona, que es escribir y mostrarlo a muy poca gente.

Aprovecho este pequeño espacio que tengo para explicar (muy por encima) todo este tiempo que estuve sin publicar nada. Lo primero, el trabajo, y aunque me guste y me permita tener tiempo, lo dedico a otras muchas cosas y siempre me olvido de lo que realmente me gusta.

Otro de los motivos, fue un proyecto de libro que publiqué y aunque odie dar a conocer, promocionar o cómo lo queráis llamar, sé que no voy a publicar mucho y posiblemente a alguien le interese leer algo más “sólido” que unas publicaciones aleatorias. El libro está publicado en Amazon y si alguien estuviera interesado, recomendaría la edición en papel, es un poco más caro, pero no voy a vivir de ello, y porque el ebook no tenía forma de probarlo y no se muy bien como quedaría en cuanto a edición. El libro se titula “El horizonte de tus piernas” y dejando a un lado los poemas que lo componen, lo que más me gusta de él, es la portada y el prólogo, escrito por una persona muy importante para mí y aunque nos separen 600 km, lo siento más cerca que nunca y él se llama Alejandro Roura.

El horizonte de tus piernas
El horizonte de tus piernas

Y después de esta lamentable promoción, aprovecho para hablar un poco más de esa persona.

Alejandro Roura es más que un gran amigo, es como un hermano y por suerte, hace algo que me encanta. Música.
Toca, compone y se lo monta bien.
Todo esto viene porque hace unas semanas estuvo por Coruña (donde vivo desde que estaba todavía gestando) y dió un concierto junto a otra gran persona, Kike M. Están con un proyecto de gira por España a la que llaman “El viaje”.
Son dos personas completamente distintas, distintos estilos y por lo que vi, distintas formas de ver todo lo que les rodea, pero, en el escenario, parecen una sola persona.

Si en algún momento tenéis la oportunidad de verlos, ya sea a los dos subidos con sus guitarras o cada uno por su cuenta, no os arrepentiréis.

Os podría decir alguna fecha y lugar, pero no soy de usar mucho las redes sociales y no quiero meter la pata, así que, sabiendo sus nombres, os animo a navegar un poco y que veáis un poco lo que son capaces de hacer.

Gira el viaje
El viaje

Os dejo una imagen (no demasiado buena, pero no tenía nada mejor) con sus respectivas redes.

Y después de casi contar mi vida entera, espero poder sacar un poco de tiempo y publicar alguna cosa nueva en la que estoy empezando a trabajar.